Optica en Burgos ::Izamil::


¿Sabe si necesita audífonos?

Si con frecuencia tiene dificultad para entender conversaciones y necesita que le repitan continuamente lo que otros le han dicho, si tiene problemas para escuchar sonidos lejanos, o necesita poner la radio o la televisión a un volumen más alto que los demás, es posible que necesite audífonos. Nuestro sector se ha desarrollado de forma imparable en los últimos años, por lo que además de mejorar su calidad de vida y sus relaciones personales, podrá encontrar el audífono que mejor se adapte a sus necesidades auditivas cuidando su imagen, porque cuentan con una amplia gama de tamaños y formas.

No todas las pérdidas auditivas son iguales y tampoco su canal auditivo. Por ello, los audífonos han de ser totalmente personalizados y adaptados a las necesidades de cada persona. Con la ayuda de nuestros especialistas, encontrará el audífono perfecto para usted teniendo en cuenta los siguientes factores:

  • El tipo de pérdida auditiva.
  • La forma y tamaño del conducto auditivo.
  • Las complicaciones añadidas al oído.
  • Las necesidades y estilo de vida de cada persona.
  • El nivel de exigencia auditiva de cada paciente.

Tipos de audífonos

Se clasifican según su forma de colocación, la potencia o, incluso, su perfil audiométrico.

– Audífonos retroaruriculares (BTE):

Estos son los que ofrecen mayor potencia. Están destinados a personas con pérdidas severas, graves o profundas y necesitan de un molde hecho a medida para trasladar el sonido al oído interno.

– Audífonos Open-Fit:

También van detrás de la oreja, pero son más pequeños. Están destinados a usuarios con pérdidas auditivas de leves a severas. No es necesario un molde a medida, a no ser que exista pérdida de frecuencias graves.

– Audífonos RIC/RITE:

De tamaño muy pequeño, van detrás de la oreja y también están destinados a personas con pérdidas de leves a severas, pero éstos colocan el auricular en el canal auditivo, lo que permite obtener mayor ganancia en frecuencias agudas, anulando la retroalimentación y los pitidos.

– Audífonos intrauriculares (ITC):

Van alojados dentro del canal auditivo y están destinados a personas con pérdidas de moderadas a severas. Para poder adaptarlos, es necesario poseer un canal suficientemente ancho para dar cabida a todos los componentes.

– Audífonos intrauriculares (CIC):

Son los más pequeños y van alojados completamente en el interior del canal auditivo. Para personas con pérdidas de leves a moderadas. Estos modelos pueden tener limitaciones en usuarios con conductos demasiado estrechos.

Hay un audífono diseñado especialmente para usted, consúltenos todas sus dudas para que no tenga que volver a perderse nada. A partir de ahora, escuchará todo lo que antes no podía apreciar.